Menú Principal:

Grupo Los Angeles

Buscar

Ir al Contenido

RPBI

Residuos peligrosos biológicos infecciosos o RPBI


Los residuos peligrosos biológicos infecciosos en lo sucesivo (RPBI), son aquellos que se generan durante las actividades asistenciales a la salud de humanos o animales en los centros de salud, laboratorios clínicos o de investigación, bioteros, centros de enseñanza e investigación, principalmente; que por el contenido de sus componentes puedan representar un riesgo para la salud y el ambiente.

De acuerdo a la Norma Oficial Mexicana NOM-087-SEMARNAT-SSA1-2002, son considerados los siguientes:

La sangre
La sangre y los componentes de ésta, sólo en su forma líquida, así como los derivados no
Comerciales, incluyendo las células progenitoras, hematopoyéticas y las fracciones celulares o acelulares de La sangre resultante (hemoderivados).

Los cultivos y cepas de agentes biológico-infecciosos
Los cultivos generados en los procedimientos de diagnóstico e investigación, así como los
Generados en la producción y control de agentes biológico-infecciosos.
Utensilios desechables usados para contener, transferir, inocular y mezclar cultivos de agentes
biológico-infecciosos.

Los patológicos
Los tejidos, órganos y partes que se extirpan o remueven durante las necropsias, la cirugía o algún
Otro tipo de intervención quirúrgica, que no se encuentren en formol.
Las muestras biológicas para análisis químico, microbiológico, citológico e histológico, excluyendo
Orina y excremento.
Los cadáveres y partes de animales que fueron inoculados con agentes enteropatógenos en centros
De investigación y bioterios.

Los residuos no anatómicos
Son residuos no anatómicos los siguientes:
" Los recipientes desechables que contengan sangre líquida.
" Los materiales de curación, empapados, saturados, o goteando sangre o cualquiera de los siguientes fluidos corporales: líquido sinovial, líquido pericardio, líquido pleural, líquido Céfalo- Raquídeo o líquido peritoneal.
" Los materiales desechables que contengan esputo, secreciones pulmonares y cualquier material usado para contener éstos, de pacientes con sospecha o diagnóstico de tuberculosis o de otra enfermedad infecciosa según sea determinado por la SSA mediante memorándum interno o el Boletín Epidemiológico.
" Los materiales desechables que estén empapados, saturados o goteando sangre, o secreciones de pacientes con sospecha o diagnóstico de fiebres hemorrágicas, así como otras enfermedades infecciosas emergentes según sea determinado por la SSA mediante memorándum interno o el Boletín Epidemiológico.
" Materiales absorbentes utilizados en las jaulas de animales que hayan sido expuestos a agentes enteropatógenos.

Los objetos punzocortantes
Los que han estado en contacto con humanos o animales o sus muestras biológicas durante el Diagnóstico y tratamiento, únicamente: tubos capilares, navajas, lancetas, agujas de jeringas desechables, Agujas hipodérmicas, de sutura, de acupuntura y para tatuaje, bisturís y estiletes de catéter, excepto todo Material de vidrio roto utilizado en el laboratorio, el cual deberá desinfectar o esterilizar antes de ser Dispuesto como residuo municipal.

Representan un riesgo a la salud o al ambiente por sus características, ya que pueden contener agentes biológicos infecciosos que se definen como "cualquier microorganismo capaz de producir enfermedades cuando está presente en concentraciones suficientes (inóculo), en un ambiente propicio (supervivencia), en un hospedero susceptible y en presencia de una vía de entrada)".

Existe una regulación para los RPBI con la finalidad de prevenir alguna situación de emergencia debida al mal manejo de los RPBI, la autoridad Ambiental (SEMARNAT) publicó el 7 de noviembre de 1995 la Norma Oficial Mexicana NOM-087-SEMARNAT-1995, Que establece los requisitos para la separación, envasado, almacenamiento, recolección, transporte, tratamiento y disposición final de los residuos peligrosos biológico-infecciosos que se generan en establecimientos que presten atención médica.
Debido a que esta Norma presentó algunos problemas de interpretación como en su aplicación, se gestiono en coordinación con la Secretaría de Salud, su modificación, derivándose el 1 de noviembre de 2001 el Proyecto de Norma Oficial Mexicana NOM-087-SEMARNAT-SSA1-2000, Protección Ambiental - Salud Ambiental - Residuos Peligrosos Biológico-Infecciosos - Clasificación y especificaciones de manejo. De este proyecto se derivaron 370 comentarios, mismos que fueron contestados y publicados en el Diario Oficial de la Federación el día 20 de enero de 2003. Finalmente el 17 de febrero de 2003 se publica en el Diario Oficial de la Federación la Norma Oficial Mexicana NOM-087-SEMARNAT-SSA1-2002, Protección Ambiental - Salud Ambiental - Residuos Peligrosos Biológico-Infecciosos - Clasificación y especificaciones de Manejo.

La NOM-087-SEMARANT-SSA1-2002 con base en el campo de aplicación de esta norma es de observancia obligatoria a todos aquellos que por sus actividades generen los RPBI descritos en la Norma, sin importar el volumen de sus generación, aclarando que aquellos que su generación sea menor a 25 kilogramos al mes, podrán ubicarse como generadores de Nivel I, esto para el tiempo de almacenamiento de sus RPBI.

Existe la Norma Oficial Mexicana NOM-052-SEMARNAT-2005 que establece las características, el procedimiento de identificación, clasificación y los listados de los residuos peligrosos, sin embargo esta es de carácter General, por lo que para los RPBI prevalecen las condiciones establecidas en la NOM-087- SEMARNAT-SSA1-2002.

AnteriorPlaySiguiente

Descargar Normas

NOM-087-SEMARNAT-SSA1-2002

NON-052-SEMARNAT-2005


Quienes Somos | Productos | Servicio al Cliente | Ubicanos | Noticias | On Line | Mapa del Sitio


Regresar al contenido | Regresar al menú principal